15 razones por las que prefiero el frío que asarme con el calor y que solo pocos entenderán

2017-02-17T10:29:28-06:00

En estos días en que en el hemisferio sur están cayendo las palomas asadas por el fuerte calor que estamos viviendo es cuando recuerdo por qué me encanta el invierno. Sí, obvio que es bueno disfrutar de la playa y tomar un poco de sol en verano, pero nada se compara una increíble tarde de invierno. Si no me crees, estos son los motivos por los que es mejor aprovechar un día de invierno que morir hervido en una tarde de verano. Ojo, que esta estación no siempre es la favorita de todos.

1. Camiseta, playera, sudadera, chaqueta, gorro, primera capa, pantalón y botas. Vestir capas es un placer que pocos entenderán


2. Mientras a algunos los deprimen los días nublados, yo creo que es una oportunidad ideal para salir a caminar sin morir en el intento


3. ¿Paraguas? No gracias. ¿Caminar bajo la lluvia recibiendo toda la vitalidad del agua? Sí, dos por favor


4. Lo entiendo, pelo rizado por la humedad. Pero a la vez, pelo mojado. En especial si tienes alguien en casa que te ayude a secarlo


5. Dormir con una tonelada de mantas sobre ti, abrazando a tus mascotas. Temperatura simplemente ideal


6. Todos lo sabemos: El sonido de las gotas de lluvia contra la ventana y una tarde romántica son el complemento perfecto


7. Nieve. Nieve aquí, nieve allá. Saltar en la nieve. Rodar en la Nieve. Muñecos de nieve. ¡¡NIEVE!!


8. Esa tabla de snowboard, esos skies y todos los deportes de nieve


9. ¿Calor que te hace sudar y no te deja dormir en paz? ¡No más! Adiosito, sudor


10. Verano = Piel Quemada, congestión de gente en la playa, sandalias rotas. No, gracias


11. ¿Depilación? ¿Afeitado? Nah, total, se usa pijama largo y chaquetas con cuello alto


12. Termas en un clima frío. Una combinación PERFECTA


13. ¿Mosquitos? ¿Arañas? ¿Osos? ¿El coco? Están todos ocultos por el frío


14. CHOCOLATE CALIENTE.


15. Y bueno, corriendo, con mantas, apapachando a tu pareja o mascotas, haciendo deportes de invierno, tomando sopa. Siempre es más fácil entrar en calor que intentar refrescarse

Lo vi aqui